Os cuento

Esta mañana sobre las siete y media han empezado a golpear la puerta. Me he despertado sobresaltado pero tranquilo después de todo, porque ayer, Securitas Direct me instaló un complejo sistema de seguridad. Casi lo estreno cuando he colocado mi dedo sobre el botón del pánico. Pero he preferido mirar por la ventana antes de que se me presentara un despliegue de autoridades en la finca. Menos mal, solo era Clint Eastwood que como otras veces venía de visita.

-Joder Clint, vaya horas. Menudo susto me has dado. Ya podías haberme llamado para tener el desayuno preparado- le he dicho desde la ventana de la habitación.

-Nou preocupeis ameigo, yo ey almorseido una tosteida con butifara en Barsolona.- Me ha respondido con esa serenidad de quien ha matado tanto.

-Espera un instante que me pongo los calzoncillos y bajo a abrirte- he dicho mientras me quitaba las legañas.

Al poco tiempo estábamos sentados fuera, charlando de nuestras cosas, acariciados por el dócil sol anaranjado que asoma por Toledo. Yo tomaba Actimel, una pieza de fruta y mi café con leche, igual que ayer. Como siempre, él ha preferido un chupito de de whisky Chivas Regal de 12 años cuya botella escondo solo para su consumo. -No se cómo tienes estómago para ese proyectil a estas horas- he dicho con la boca llena de manzana. - Bueno, tu iya siabes que pioures metrallas han entrado en mio cuerpou- Los dos hemos reído.

-Entonces que me cuentas Clint, ¿como por aquí?-

-Buenou, io quiría voutar a seniora Manueila ¿sabes?-

-Pero hombre, si las elecciones terminaron ayer y además tu estas empadronado en Carmel-by-the Sea, California. Ya no puedes. ¿Te cuento lo que ha pasado?-

-Si pour favour, estou is very important for me. Tengou intensión de haser a film sobre este cosas.-

Así que que le he explicado los pormenores de la campaña y le hablado de los antecedentes de cada candidato. Le he disparado una foto cuando estaba contándole lo referente a la corrupción y es esa imagen que veis. Luego me he extendido más de la cuenta y se ha quedado dormido. Así que le he cogido en volandas y lo he metido en la cama para que descanse, no sin antes darle un beso en la frente. Es un hombre mayor y nos tenemos mucho aprecio porque desde que viene a visitarme a Poyales del Hoyo, mi vida es como más de película.

Si os apetece os cuento más cosas de Clint porque este amigo mío es un libro abierto. Ahora me voy a por el pan mientras duerme porque después voy a hacerle una paella con chorizo que se va a chupar los dedos.

Posts destacados
Últimos Posts
Búsqueda por etiquetas
Sígueme
  • Facebook Classic
  • YouTube Classic
  • Twitter Classic
  • Facebook Classic
  • YouTube Classic
  • Twitter App Icon

© 2014 by Josechu Velasco